El amor es no comerse esa ficha de parchís

Quizás con esto no es descubra nada nuevo. Cada uno ve, vive y siente el amor como le parece o le nace.


Antes percibía el amor de forma distinta. Era una romántica, me gustaban los detallitos y todas esas milongas (ojo: que respeto a muerte, ehh?!) pero a medida que pasan los años y te dedicas a vivir pasas a la practicidad, a lo útil, a lo cotidiano.


Por decirte que no me acuerdo ni del aniversario de boda... pero es sólo una fecha, lo sabemos y no nos importa no felicitarnos o no regalarnos porque el resto del tiempo, nuestra vida es buena, bonita y de calidad.


Que sí, que todos los comienzos son presssiosssoss, pero los finales también deben serlo. ¿Y el trayecto de en medio? Pues debería ser más pressiossso todavía.


La felicidad es un trayecto, no un destino. Que no se os olvide nunca.


Hemos estado de vacaciones. Cinco días es una casa rural con piscina, of course!! Ya saben mucho descontrol. Mucho piscineo. Mucho sol. Mucho relax. Mucho no hacer nada. Mucho familia.


Jugamos al parchís y a la oca tropecientas mil veces y al RummiKub otras tantas veces ( y mira que nos llevamos juegos!!) pero éstos son los que triunfaron.


Jugando con mi maromo, mis maromitos y yo al parchís, me di cuenta del detalle. De ESE detalle. Preferíamos perder (o no ganar) a comernos la ficha del que teníamos al lado. GU A UUU!! En serio!! No dije nada porque no quería estropearlo y disfruté de ese gesto muy mucho!!



El amor es tenerte que levantar muy temprano en vacaciones después de beberte una botella de vino enterita la noche anterior con tu maromo, para ponerles crema a tus hijos aún con legañas porque se quieren meter en la piscina antes del desayuno.


Es tenerte que meter en la piscina sin ganas (porque en la hamaca se está muy bien nenahhh) a hacer carreras o batallitas sobre las colchonetas.


Es tener que poner nota a todos y cada uno de los pinos y volteretas que hacen, que son muchos. MUCHOOOOSS!!!! En vez de tumbarte cuál lagartija sin tener que abrir los ojos.


Es estar enfurruñada porque no paras de decir "estaros quietos ya!!" y a los dos minutos que te estén dando besitos por el brazo y te entren ganas de comértelos. Aunque a veces me haga la dura, no hay remedio. Ellos saben cómo desmontarla a una.


Que sí. Que a veces por no decir muchas, tus maromitos te caen mal y no por eso los quieres menos o eres mala madre.


Yo diría que al revés. Eres la mejor madre del mundo porque aún sabiéndolo estás ahí al pie del cañón. Siempre. Aunque agoten física y mentalmente. Porque sí beibiii, agotan a tope!!


Si muchas veces piensas que no lo estás haciendo bien, que ves lagunas en tu método y algo está fallando porque te repites más que el camión del tapicero... Piensa también que nadie tiene un manual de instrucciones para hacerlo todo correctamente perfecto.


Sólo sé que es tan sencillo como hacerlo y que si amor está por encima de todo, siempre te quedará al menos una ficha para seguir jugando al parchís.

©2018 by Lomita Dessins. Proudly created with Wix.com